Un miembro de la oficina central desde 1994, el nativo del sur de California Mark Langill es el Historiador del Equipo de los Dodgers de Los Angeles. Anteriormente, Langill había sido reportero cubriendo al conjunto con el Pasadera Star-News de 1989 a 1993. Ha escrito cuatro libros sobre la franquicia, incluyendo el último, "Game of My Life: Dodgers" (El Juego de mi Vida: los Dodgers) de Sports Publishing.

Uno de los aspectos más placenteros de la vida en el estadio no son las preguntas de trivia, sino el ayudar a los colegas, los fans y hasta los jugadores de todas las edades que aprecian el rico historial que va más allá de los libros de estadísticas.

El béisbol Dodger se remonta a la década de los 1880, y pocas organizaciones del deporte profesional pueden igualar la historia generada en Brooklyn y Los Angeles. Personajes coloridos y miembros del Salón de la Fama, visitas internacionales y el impacto social que continúa hoy en día de Jackie Robinson y su debut en las mayores en 1947 hacen de los Dodgers un tema de conversación diario.

Todo el que sigue a los Dodgers es un historiador en sí, sea recordando la grandeza de Sandy Koufax en la lomita, la velocidad de Maury Wills o las hazañas de estrellas de hoy como Russell Martin, Brad Penny y Takashi Saito.

Puedes preguntarte, "¿Cómo se hace uno un historiador de un equipo?" En mi caso, la falta de habilidades para darle a la bola en las Pequeñas Ligas hizo fácil que un muchacho de siete años de edad saboreara todo lo demás de este deporte. Treinta años después, este "historiador" se convierte en un oyente agradecido cuando hablan Dodgers legendarios como Vin Scully, Buzzie Bavasi o Tommy Lasorda sobre sus experiencias con el club.

Mientras los Dodgers marcan el 50 aniversario de la llegada del equipo a la Coste del Oeste, los fans pueden votar por los mejores 50 momentos de la historia de la franquicia en losdodgers.com. Y en el espíritu de esa celebración, aquí va una nominación para los mejores 10 momentos en la historia de los Dodgers en Los Angeles.

1. El jonrón de Kirk Gibson en la Serie Mundial de 1988
Sin poder estar en la alineación del Juego 1 de la Serie debido a a lesiones en la rodilla y la pierna, el JMV de la Liga Nacional salió de la banca cojeando para enfrentarse al relevista Salón de la Fama Dennis Eckersley en el noveno inning con los Dodgers perdiendo por 4-3, con dos outs y Mike Davis en primera. De hecho, Gibson estuvo sentado en la sala del entrenador físico durante ocho entradas y saltó de la mesa cuando el narrador Vin Scully, dando un previo del noveno episodio, dijo que no podía jugar. Un empleado del clubhouse puso varias pelotas sobre un "tee" de batear, y en unos pocos minutos, se le dijo al manager Tommy Lasorda que Gibson quería una oportunidad. Lasorda esperó para poner a batear a Gibson hasta que había dos outs, y le dijo al jugador que esperara en el túnel detrás de la cueva. Le dijo a Gibson que tenía dos strikes para tratar de sacar la bola del parque, y luego jugó para el empate, mandando a robar a Davis, quien llegó quieto a segunda. Lasorda pensó que los Atléticos no le darían base por bolas a Gibson con dos strikes. Justo antes de un pitcheo con cuenta máxima, Gibson recordó que el escucha de los Dodgers, Mel Didier, le había advertido que a Eckersley le gustaba tirar un slider de la puerta atrás en esas situaciones. Dando swing con su peso en el pie de adelante, Gibson conectó el jonrón mágico de la victoria, cojeando mientras daba la vuelta entera cojeando hacia el folklore de octubre. Fue su único turno de esa Serie Mundial, ganada por los Dodgers en cinco juegos. El cuadrangular de Gibson fue elegido luego como el mejor momento deportivo en la historia de Los Angeles por el Consejo Deportivo de Los Angeles.

2. El juego perfecto de Sandy Koufax en 1965
Es apropiado que el pitcher más dominante en la historia de la franquicia se convirtió en el primero, y hasta ahora el único Dodger en realizar un juego perfecto el 9 de septiembre de 1965. El zurdo Salón de la Fama había lanzado no-hitters en cada una de las tres temporadas anteriores. Koufax retiró a cada uno de los 27 bateadores en una victoria por 1-0 en el Dodger Stadium. Koufax ponchó a 14, incluyendo los últimos seis bateadores. Su oponente, Bob Hendley, permitió solamente una base por bola y un globito que cayó de doble de Lou Johnson, quien anotó en el quinto con la base por bolas, un toque de sacrificio, una base robada y un error en tiro.

3. El inicio de Fernando Valenzuela de 8-0 en 1981
Con cinco blanqueadas en sus primeras ocho aperturas, el zurdo mexicano se convirtió en una sensación internacional. Después de subir en septiembre de 1980 y tirar 10 ceros en ese mes, Valenzuela fue un abridor de emergencia en el Día Inaugural de 1981, debido a lesiones de Jerry Ruess y Burt Hooton. Valenzuela lanzó un partido completo en una victoria por 2-0 ante los Astros, y tres meses después, fue invitado a la Casa Blanca para una recepción del presidente mexicano. Valenzuela es el único jugador en ganar el Novato del Año y el Cy Young en una misma temporada, y el primer lanzador en ganar las primeras ocho aperturas de su carrera desde Dave Frerris de los Medias Rojas en 1945.

4. La Noche de Roy Campanella
Aunque un trágico accidente automovilístico evitó que el receptor Salón de la Fama Roy Campanella jugara en la Costa del Oeste, más de 93,000 espectadores presenciaron un juego benéfico de exhibición con los Yankees en el Los Angeles Coliseo. El momento más memorable ocurrió cuando el ex torpedero Pee Wee Reese empujó la silla de ruedas de Campanella hacia el home en el quinto inning, mientras se bajaron las luces. Los fans encendieron cerrillos en una oración de silencio en honor de un Campanella paralizado, que sobrevivió a sus propios médicos y murió a los 71 años de edad en 1993.

5. Los Dodgers barren a los Yankees en la Serie Mundial de 1963
Sandy Koufax se lleva la victoria en el triunfo por 2-1 en el Juego 4 para ponerle punto final a una barrida inesperada de los rivales tradicionales de los Dodgers en octubre. Uno de seis campeonatos de los Dodgers, sigue como el único campeonato del equipo completado en casa.

6. HR de Rick Monday para ganar el banderín de la Liga Nacional
El bambinazo del jardinero veterano rompió un empate en el noveno episodio del decisivo Juego 5 de la Serie de Campeonato en Montreal envía a Los Angeles a la Serie Mundial contra los Yankees, que caerían en seis juegos ante los Dodgers. Fue el primer título para Los Angeles desde 1965. Monday ya era un héroe entre los fans de los Dodgers cuando jugaba con los Cachorros, rescatando una bandera de los Estados Unidos de dos manifestantes que estaban por quemarla durante un juego en el Dodger Stadium en 1976.

7. Dusty Baker completa el cuarteto de autores de 30 HR
El jardinero conecta su jonrón 30 en el último día de la temporada de 1977 contra J.R. Richard de Houston para unirse a Steve Garvey (33), Reggie Smith (32) y Ron Cey (30) como el primer cuarteto de compañeros en conectar 30 cuadrangulares o más en una misma temporada.

8. Orel Hershiser rompe la marca de innings en cero de Don Drysdale
En junio de 1988, los Dodgers marcaron el 20 aniversario de la racha "insuperable" de 58.2 entradas en blanco de Don Drysdale. Tres meses depués de eso, como comentarista del equipo Drysdale fue el primero en felicitar a Orel Hershiser en el dogout en San Diego, luego de que éste llegara a 59 ceros consecutivos.

9. Dodgers juegan primer partido en Los Angeles
Un público festivo de más de 78,000 en el Coliseum ven a los Dodgers derrotar a los Gigantes de San Francisco por 6-5 el 18 de abril de 1958. Aunque los Dodgers terminarían en el séptimo lugar en su primera temporada en la Costa Oeste, el panorama deportivo en Los Angeles nunca sería el mismo.

10. Dodgers retiran sus primeros tres números de uniforme
Los Salón de la Fama Sandy Koufax (32), Roy Campanella (39) y Jackie Robinson (42) son homenajeados durante el Día de las Leyendas en 1972, que marcó la última aparición de Robinson en el Dodger Stadium. Robinson fallecería cuatro meses después a los 53 años de edad.