Alex Rodríguez (AP)

NUEVA YORK -- Un abogado de Alex Rodríguez rechazó el lunes una petición de las Grandes Ligas, para divulgar las evidencias de un caso de dopaje, que derivaron en la suspensión de 211 juegos impuesta al astro de los Yanquis de Nueva York.

El vicepresidente de las mayores Rob Manfred le escribió el lunes al abogado Joseph Tacopina para pedirle que hiciera a un lado el derecho a confidencialidad que ampara a su cliente bajo los términos de un acuerdo conjunto antidopaje en el béisbol, y permitiera que las Grandes Ligas revelaran toda la evidencia de que disponen.

Tacopina dijo que estaba deseoso de discutir públicamente las evidencias, pero se lo impedía el propio acuerdo.

"Accederemos a renunciar a esas provisiones mientras se apliquen tanto a Rodríguez como a la oficina del comisionado del béisbol, respecto de todo el historial de Rodríguez bajo este programa, incluyendo sus antecedentes de análisis, resultados, violaciones al programa y toda la información y evidencias relacionadas con el tratamiento de Rodríguez con Anthony Bosch, Anthony Galea y Victor Conte", escribió Manfred en la carta, divulgada por las Grandes Ligas.

Bosch fue jefe de Biogenesis of America, una clínica que ofrecía tratamientos retardantes del envejecimiento pero que está acusada de distribuir sustancias dopantes. Galea se declaró culpable hace dos años del cargo federal de introducir drogas no autorizadas de Canadá a Estados Unidos. Conte dirigió la empresa Bay Area Laboratory Co-Operative (BALCO), blanco de una investigación federal que derivó en cargos penales imputados al toletero Barry Bonds, la velocista Marion Jones y otros deportistas.

Manfred propuso que ambas partes revelaran información y documentos relacionados con los siguientes aspectos:

 • Todos los análisis antidopaje realizados a Rodríguez bajo el programa, y sus resultados.

 • Todas las infracciones al programa, supuestamente cometidas por A-Rod.

 • Todos los documentos relacionados con el asunto de si Rodríguez obstruyó la investigación emprendida por la oficina del comisionado.

Tacopina, abogado de uno de los cuatro despachos que representan a Rodríguez, dijo que el sindicato de peloteros tendría que acceder a que se renuncie al derecho de confidencialidad.

"La carta no es sino una estratagema publicitaria y barata", dijo Tacopina en un comunicado. "Fue enviada a mi oficina de abogados con la leyenda, `entregar personalmente', pero de hecho no se entregó en mi despacho, sino en el programa `Today', lo que en sí mismo constituye otra violación de la cláusula de confidencialidad del acuerdo".

"Ellos saben que deben entregar la carta al Sindicato, y que una renuncia a la cláusula requeriría que la organización gremial fuera parte del convenio y firmara. Esto no es sino una trampa, un teatro con el que se buscaba que yo firmara, a sabiendas de que no podía".

El sindicato no respondió a un pedido de declaraciones sobre el caso.

Rodríguez, tres veces nombrado el Jugador Más Valioso de la Liga Americana, sigue jugando mientras se atiende su apelación al castigo. La decisión del juez de arbitraje Frederic Horowitz no llegaría antes de noviembre.

Además de contar con sus propios abogados, Rodríguez pagó en febrero honorarios a Susy Ribero Ayala, letrada de la Florida para que representara a Bosch.

"Un representante de Alex Rodríguez pagó una tarifa de 25.000 dólares, mediante una transferencia electrónica. La señorita Ribero Ayala aceptó este pago de parte de Anthony Bosh, a cambio de su representación legal", dijo Joyce Fitzpatrick, vocera de la abogada, en un comunicado emitido el lunes. "En abril de 2013, la señorita Ribero Ayala recibió una transferencia electrónica, no solicitada, por 50.000 dólares, de parte de A-Rod Corp. Los fondos se devolvieron de inmediato. El señor Rodríguez no está involucrado de modo alguno en la representación legal del señor Bosch".

En junio, Bosch accedió a cooperar con la investigación emprendida por las Grandes Ligas.

ESPN informó el domingo sobre estos pagos. Rodríguez se negó a declarar al respecto, al señalar que lo ampara la provisión de confidencialidad.

"Creo que todos hablarán en algún momento", dijo el lunes por la mañana. "Pienso que todos deben tener algo de paciencia".

Rodríguez figura entre 14 peloteros castigados por las mayores tras la investigación sobre Biogenesis. El ex Jugador Más Valioso de la Liga Nacional, Ryan Braun, aceptó una suspensión por 65 encuentros, y 12 peloteros más, todos latinoamericanos, accedieron a sanciones de 50 partidos.

Rodríguez, de 38 años, jugó su primer encuentro de la campaña el 5 de agosto, el mismo día en que se anunció la suspensión. Estaba fuera de acción desde que se le practicó una cirugía en la cadera izquierda, en enero, y su regreso se demoró por una dolencia en una pierna, sufrida en julio.

A-Rod bateó para .120 (de 25-3), sin carreras remolcadas, en los playoffs del año pasado. Tacopina afirma que una resonancia magnética tomada al toletero el 11 de octubre en el Hospital New York-Presbiterian, reveló la lesión de la cadera izquierda. Los Yanquis sostienen que Rodríguez sólo se quejó de un problema con la cadera derecha, en la que se le realizó una intervención quirúrgica en marzo de 2009.

"Lo pusieron en el diamante en esa condición, cuando ni siquiera debió haber caminado, mucho menos jugado al béisbol", dijo Tacopina el lunes, en una entrevista con The Associated Press.

Rodriguez dijo el domingo que solicitó al sindicato presentar una queja por el tratamiento médico. Ello difícilmente formará parte de la apelación en el caso de dopaje.