Manny Machado y J.J. Hardy, dúo de lujo en el lado izquierdo del cuadro. (AP)

Lo que han hecho los Orioles a la defensa es sin precedentes.

Baltimore ha cometido apenas 39 errores en sus primeros 132 partidos este año y lleva ritmo para terminar con 48 pifias, lo que rompería por mucho la marca de Grandes Ligas para la menor cantidad en la historia.

Los Marineros del 2003 pusieron el récord actual con 65 errores. Además, Baltimore va encaminado a poner el mejor porcentaje de fildeo en la historia. Ahora mismo el equipo lleva .992 de manera colectiva, lo que rompería la marca de .989 que establecieron los Rockies del 2007.

Los Orioles se han visto tan sólidos con el guante que hay infielders de otros equipos que podrían terminar con más errores que el cuadro entero de Baltimore, excluyendo la receptoría. Los infielders del equipo de Buck Showalter se han combinado para cometer apenas 28 errores. El dominicano Pedro Alvarez de los Piratas (25) y el cubano Alexei Ramírez de los Medias Blancas (21) podría "alcanzarlos".

Entonces, ¿cuál ha sido el mayor factor del juego tan limpio de los Orioles a la defensa? El coach de tercera del equipo, Bobby Dickerson-quien también es instructor de los infielders-le da mucho crédito al torpedero J.J. Hardy, quien ganó un Guante de Oro en el 2012.

"Contamos con el prototipo de un paracorto que domina los fundamentos, juega de manera inteligente y toma buenas decisiones", dijo Dickerson. "Un factor importante ha sido cómo se ha jugado en la primera base. Chris Davis probablemente haya salvado 10 errores en tiros, lo cual salva mucho más. Una vez los muchachos se sienten cómodos tirando, no 'apuntan' la bola con sus tiros. Y en la mayoría de los casos, si no haces malos tiros, juegas buena defensa".

Hardy, dos veces convocado al Juego de Estrellas, le pasó el crédito a la gente que lo rodea, incluyendo a los varios intermedistas con los que ha trabajado. También señaló al tercera base Manny Machado, quien está teniendo una gran campaña.

"Consistencia, alcance, consciencia, brazo. Todo eso", dijo Hardy al hablar de los fuertes de Machado. "Creo que está haciendo todo lo que puede hacer un antesalista para ser tan bueno como lo ha sido".

Los Orioles no se conforman en cuanto a defensa se refiere. Según Hardy, todos se han comprometido con hacer las cosas pequeñas. Nadie en Baltimore piensa en el récord, sino simplemente jugar una defensa sólida y esperar que eso cause un impacto en las posiciones.

"Aún nos falta mucho", dijo Dickerson. "Creo que eso es clave. Estamos tratando de clasificar para los playoffs. El enfoque es jugar hoy. Los muchachos dominan los fundamentos y se enfocan para cada pitcheo. Es esa clase de defensa".