LAKE BUENA VISTA, Florida -- Las Grandes Ligas planean erradicar las colisiones violentas en el plato, posiblemente desde la próxima campaña y a más tardar en 2015.

El gerente general de los Mets de Nueva York Sandy Alderson, presidente del comité de reglas, hizo el anuncio el miércoles durante las reuniones invernales que la organización de Grandes Ligas (MLB) sostiene en esta localidad de Florida. La seguridad de los peloteros y la preocupación sobre las conmociones cerebrales pesaron en la determinación.

"A fin de cuentas, lo que queremos hacer es cambiar la cultura de aceptación que estas jugadas tienen en forma ordinaria y de rutina en este deporte", dijo Alderson. "Los costos relacionados en términos de la salud y las lesiones no justifican ya la situación actual".

En un deporte sumamente apegado a la tradición, una medida de este tipo constituye todo un cambio. MLB también aumentará el uso de la repetición en vídeo por parte de los umpires a partir de la temporada próxima, en un esfuerzo por reducir los errores a la hora de marcar jugadas.

"¿Qué van a hacer después, uno no podrá evitar un doble play?", preguntó Pete Rose en una entrevista telefónica con The Associated Press. "¿No podrás hacer un lanzamiento muy pegado? Los bateadores ahora usan más protección que los (vehículos militares) Humvees en Afganistán. ¿Y ahora no puedes llegar corriendo para quedar safe en el plato? ¿A dónde va este deporte? Evidentemente, las personas que hacen estas reglas nunca jugaron al béisbol".

Rose, suspendido de por vida en 1989 tras un escándalo de apuestas, protagonizó una de las colisiones más famosas en el plato, al embestir al receptor Ray Fosse en el Juego de Estrellas de 1970. El bateador con más hits en la historia insiste en que Fosse bloqueaba el plato sin tener en su poder la pelota, lo que va contra las reglas.

"Desde 1869, el béisbol ha ido bastante bien", afirmó Rose. "Las únicas reglas que se habían cambiado eran (la altura) del montículo y el bateador designado. Creo que el béisbol estaba bastante bien. Quizás estoy equivocado sobre las cifras de la gente que mira los juegos o asiste a éstos".

Tras destacar la importancia de la seguridad de los peloteros, Alderson dijo que el cambio en la redacción de las reglas se presentará a los dueños para su aprobación durante su encuentro del 16 de enero en Paradise Valley, Arizona.

"La redacción exacta y la forma en que se hará cumplir esta regla están sujetas a una determinación final", señaló. "Vamos a hacer una revisión muy amplia del tipo de jugadas que ocurren en el plato para determinar qué será aceptable y qué estará prohibido".

La aprobación del sindicato de peloteros es necesaria para que los cambios entren en vigencia para 2014.

"Si la asociación de peloteros desaprobara esto, la implementación de la regla se suspendería por un año, pero se implementaría de modo unilateral después de ese plazo", advirtió Alderson.

El sindicato se negó a emitir comentarios sobre el tema mientras no haya revisado el cambio propuesto.

La discusión sobre limitar o prohibir las colisiones se intensificó desde mayo de 2011, cuando Buster Posey, de San Francisco, fue lesionado por Scott Cousins, de Florida. Posey, receptor electo al Juego de Estrellas, sufrió una fractura en la pantorrilla izquierda y se rompió tres ligamentos del tobillo, con lo que vio concluida su participación en la campaña.

El cátcher regresó para ganar el título de bateo de la Liga Nacional y el premio al Jugador Más Valioso de 2012, cuando guio a los Gigantes a su segundo título de la Serie Mundial en tres campañas.

"Creo que esto es una respuesta a algunos problemas que han surgido", dijo Alderson. "Uno se refiere sólo a que han ocurrido en general lesiones a raíz de estos incidentes en el plato, que han afectado a los peloteros, tanto a los corredores como a los receptores. Y también se relaciona con la preocupación general que existe hoy sobre las conmociones cerebrales, no sólo en el béisbol sino en el deporte profesional y amateur. Es un asunto que ha surgido, y queremos atenderlo en el béisbol".

En el fútbol americano, la NFL alcanzó a mediados de este año un acuerdo en una demanda relacionada con las conmociones cerebrales e interpuesta por ex jugadores. El acuerdo alcanzó 765 millones de dólares. El mes pasado, un grupo de jugadores de hockey sobre hielo demandó a la NHL.

Los ex receptores Joe Girardi, Bruce Bochy y Mike Matheny --todos ellos managers actuales en las mayores-- asistieron al encuentro del miércoles.

"No creo que esto haya sido provocado completamente por algo que esté ocurriendo en el béisbol, sino más por lo que pasa afuera y cómo impacta a la gente y al bienestar de cada deporte", dijo Matheny, quien es ahora piloto de los Cardenales de San Luis".