Mike Matheny, manager de los Cardenales de San Luis. (AP)

PITTSBURGH - Es difícil imaginar que los Cardenales no estén ansiosos por tener al puertorriqueño Yadier Molina de regreso en el lineup. El veterano es considerado uno de los mejores, si no el mejor receptor de Grandes Ligas y está en proceso de regresar de una lesión en el pulgar derecho que sufrió el 9 de julio.

Molina se encuentra en Springfield, Illinois con la sucursal Doble-A de los Cardenales para reanudar sus actividades de béisbol. Sin embargo, el manager Mike Matheny no espera el regreso inmediato de su receptor porque para el capataz, ése es un enfoque equivocado.

"Lo importante es que recupere su fuerza", destacó Matheny. "Está recuperando su fuerza y parece estar satisfecho con lo que ha progresado hasta ahora.

"No deseo minimizar [el regreso de Molina] desde nuestra perspectiva, pero siento que nuestra perspectiva es diferente a la del resto del mundo del béisbol. Me refiero a que ellos lo catalogaron desde el principio como un jugador del cual no podemos prescindir. Esa es una noción bien peligrosa porque las lesiones son parte de este deporte".

Sin Molina, los Cardenales tienen marca de 21-17 pero han ganado ocho de sus últimos nueve, en los que han promediado más de cinco carreras por encuentro y parecen haber encontrado el ritmo ofensivo. Mientras Molina es obviamente su primera opción detrás del plato, Matheny está enfocado en el equipo que ahora tiene hasta que el puertorriqueño, quien batea para .287 con siete vuelacercas y 30 carreras producidas en 83 partidos, regrese.

"Este año necesitamos de A.J. [Pierzynski] y Tony Cruz para que hagan el trabajo", manifestó Matheny. "Son zapatos muy grandes [de llenar], pero podemos hacerlo y tenemos a varios muchachos compitiendo. Puedes caer víctima del fracaso si te enfocas demasiado en cuándo regresará. ¿Qué pasa si tiene un contratiempo, entonces qué? Cualquiera que juegue ese día, debemos tener toda la fe en él y nosotros la tenemos".

Los Cardenales han salido a flote desde que su receptor estelar quedó fuera de acción y se encuentran a sólo 1.5 juego de los punteros de la División Central de la Liga Nacional, los Cerveceros de Milwaukee. Con la serie en Pittsburgh y luego contra Cincinnati en casa esta semana, las próximas dos semanas podrían marcar la diferencia en la temporada de los Cardenales--que tendrán que hacerlo sin Molina.

"Siempre estamos emocionados por ver regresar a uno de nuestros muchachos", expresó Matheny. "Se trata de armas extras y más oportunidades para nosotros de mejorar. Pero aun así tenemos que saltar al terreno de juego y competir".